Mercat dels Encants, Barcelona
b720 Fermín Vázquez 

Mercat dels Encants, Barcelona

b720 Fermín Vázquez 


El barcelonés Mercat Fira de Bellcaire, conocido popularmente como Mercat dels Encants Vells, es uno de los mercados más antiguos de Europa (algunas referencias datan su origen en el siglo XVI). Organizado tradicionalmente de manera informal en la calle al aire libre, en los últimos años Els Encants reunía en sus 15.000 metros cuadrados casi 500 puestos de antigüedades, muebles, libros, discos, material eléctrico, artículos de decoración, piezas de coleccionista, ropa de segunda mano, etc... con una afluencia de cerca de 100.000 personas cada semana. 

En 2008, el Ayuntamiento convocó un concurso de ámbito europeo para la construcción de un nuevo recinto en que alojar el mercado de forma definitiva. Muy próximo a su anterior ubicación y a edificios tan emblemáticos como la Torre Agbar o el Disseny Hub, el nuevo mercado se instala como un dispositivo de mediación entre la reforma de la Plaça de les Glòries y el eje de la Meridiana, una zona conocida como el Bosquet de les Glòries.

El proyecto busca crear una plaza cubierta y continua en varios niveles, con el objetivo de proteger a comerciantes y visitantes de las inclemencias del tiempo, pero manteniendo la sensación de compra en la calle al aire libre.

La propuesta ganadora planteaba una plataforma —o plaza comercial— continua en varios niveles, entendiendo el mercado como una gran plaza cubierta capaz de infundir actividad a todas las piezas del programa, con el objetivo principal de mantener el carácter abierto y de mercado tradicional en la calle del original.

El proyecto procura evitar la construcción de diferentes plantas, huyendo del modelo de centro comercial. Para ello, propone un espacio continuo formado por planos levemente inclinados entrelazados en un bucle que genera un recorrido entre los puestos comerciales y las pequeñas tiendas, en una experiencia similar a la de pasear por una calle peatonal. Por medio del plegado de los suelos se concilian las diferentes cotas de las calles perimetrales y se desdibujan a través de todo el interior del mercado los niveles de acceso.

Una colosal cubierta, suspendida a modo de palio a casi 25 metros de altura, convierte el mercado en un elemento reconocible como equipamiento urbano de primer orden y protege del sol y la lluvia a comerciantes y usuarios. Diseñada con el objetivo de transmitir una sensación de ligereza, maximizando al mismo tiempo la iluminación natural en las plantas, la cubierta se organiza en bandas de ancho variable. Su cara inferior, de acero inoxidable, genera un techo de múltiples planos quebrados que se convierten en un mecanismo de reflexión de la ciudad hacia el interior del mercado. El edificio cuenta con dos niveles bajo rasante. El primero está destinado a la logística del mercado, mientras que el segundo alberga el aparcamiento público.


Cliente Client

Barcelona d’Infraestructures Municipals (BIMSA), Ayuntamiento de Barcelona

Arquitectos Architects

b720 Fermín Vázquez Arquitectos:

Fermín Vázquez, Francesc de Fuentes, Cristina Algas, Sonia Cruz, Guillermo Weiskal, Pablo Garrido, Albert Freixes, Gemma Ojea, Javier Artieda, Angel Gaspar, Oriol Roig, Juan Pablo Porta, Leonardo Novelo

Colaboradores Collaborators

Jorge Mascaray, Francisco Marques, Helia Pires, Elies Porta, Tosca Salinas, Myriam Gonzalez, Nastascha Gergoff, Egbert Oosterhoff, Leopold Bianchini

Consultores Consultants

BOMA (estructura structure); Grupo JG (instalaciones mechanical engineering)

Superficie Floor area

35.440 m²

Presupuesto Budget

50.000.000 euros

Fotos Photos

Duccio Malagamba