Museo Guggenheim, Bilbao
Frank Gehry 

Museo Guggenheim, Bilbao

Frank Gehry 


Bilbao apostó por el caballo ganador de la imagen de marca y la arquitectura de autor para dotarse de una nueva identidad. Y la flor metálica que creció a orillas del Nervión colmó con creces sus expectativas, convirtiéndose en excepcional caja de resonancia. Atento al diálogo con el antiguo borde industrial de la ría tanto como con el tejido del ensanche, el museo dispone una serie de piezas distintas en torno a un monumental atrio acristalado, cada una de las cuales responde a una situación urbana específica pero es al tiempo partícipe de una coreografía plástica y lírica. Desde la utilización en el proyecto de un programa informático de la industria aeroespacial al revestimiento de escamas de titanio de los volúmenes curvos, todo es excepcional en esta obra, paradigma de una sociedad que ha transformado la cultura en espectáculo...[+]