Polideportivo, Simancas
Ábalos & Herreros 

Polideportivo, Simancas

Ábalos & Herreros 


Los mayores logros de este cajón escueto provienen de las exigencias de adaptación del proyecto a un modelo estándar y a un presupuesto ajustado. Así, al rectángulo de la pista deportiva se le añade tan sólo una banda de vestuarios y servicios, que en la planta sótano se convierten en cuartos de instalaciones y almacenes. En el diseño de la estructura, a la vista y apoyada en un zócalo de hormigón, la necesidad se hace virtud: pórticos interiores con vigas trianguladas se combinan con pórticos perimetrales continuos y rígidos, de modo que el conjunto actúa como un elemento tridimensional pero sin la aparatosidad de las estructuras espaciales. El cerramiento de paneles translúcidos contribuye a definir la imagen ligera y abstracta de un edificio que encuentra su razón de ser en la limitación de medios y en la simplificación de los procesos...
[+]