Escuela infantil Moxaina en Llubí, Mallorca
Aulets  Aixopluc 

Escuela infantil Moxaina en Llubí, Mallorca

Aulets  Aixopluc 


El pequeño municipio de Llubí está situado en el centro de Mallorca y a 40 kilómetros de la capital. Su clima benigno y su geografía insular han favorecido una arquitectura vernácula de marés, una roca sedimentaria detrítica de origen marino que conformaba la mayor parte de la actual isla.

En el emplazamiento periférico de la nueva escuela confluyen dos tramas: la agrícola, que ha conformado calles como San Bordoi y Ramon Llull, con sus huertos traseros, y perpendicular a estas, la calle Roca Llisa, con un carácter más urbano. La estructura y la organización del edificio reconocen estas dos trazas perpendiculares. La estructura sigue la dirección de las medianeras vecinas, permitiendo una conexión visual entre la calle y el patio trasero. El uso pertenece al orden agrícola. El encuentro tectónico de estas dos direcciones conforma la complejidad de este hábitat.

Además, el carácter rural de la localidad, sus ritmos y su cultura de aprovechamiento de los recursos disponibles se traducen en la versatilidad de los espacios, de forma que puedan ser utilizados para actividades ciudadanas fuera del horario escolar. El comedor se convierte en centro cívico, y las aulas se conectan para albergar eventos y celebraciones.

El basamento de hormigón de la estructura capta la radiación solar los días de invierno, calentando el interior. Unos pórticos de pilares y vigas laminadas de pino y alerce y paneles CLT permite que la escoleta se convierta en un gran porche abierto en verano, cuando el embat —el viento procedente del mar—, refresca su interior los días más cálidos. Esta colaboración entre la inercia térmica de la base pesada, aunque de aspecto ligero, y el aislamiento térmico de la cubierta ligera, aunque con fuerte presencia en el interior, y entre lógicas estereotómicas y tectónicas, ordena, estratifica y acompaña la luz del interior de la isla hasta los distintos espacios del edificio.

La escoleta se acerca a la calle para liberar el máximo de espacio exterior en el extremo suroeste, contiguo a los huertos traseros, salvando los naranjos que pueblan este extremo del solar. El programa se ordena transversalmente en cinco ámbitos paralelos a la calle: la rampa de entrada, bajo un porche; despachos, baño, cocina y comedor; el espacio compartido; cuatro aulas; el jardín. Estas cinco franjas se abren las unas a las otras, maximizando su versatilidad. En el sentido longitudinal, cinco pórticos de madera conectan la calle de delante con el jardín de detrás. Por encima, esbeltas vigas laminadas de diferentes alturas pautan los caracteres interiores. En el espacio compartido, estas vigas se elevan para permitir la entrada de la luz del amanecer y el atardecer, así como una ventilación natural regulable, un ‘embat construido’.


Cliente Client
Ayuntamiento de Llubí 

Arquitectos Architects
Aixopluc + Aulets

ColaboradoresCollaborators
Ricard Pau, Carlos Gonzalvo, Anna Castellà

Consultores Consultants
Joan Josep Torrens (arquitecto técnico quantity surveyor)

Contratista Contractor
Sampol Ingenieria y Obras, S.A.

Superficie construida Floor area
482m²

Presupuesto Budget
521.139€ (PEM)

Fotos Photos
José Hevia